domingo, 24 de enero de 2010

* María de las Mercedes de Orleans

 

                            Reina consorte de España.

mm_de_orleans

 

Nombre real María de las Mercedes Isabel Francisca de Asís Antonia Luisa Fernanda Felipa Amalia Cristina Francisca de Paula Ramona Rita Cayetana Manuela Juana Josefa Joaquina Ana Rafaela Filomena Teresa Purita Santísima Trinidad Gaspara Melchora Baltasara de Todos los Santos de Orleans y Borbón.

 
La quinta hija de los duques de Montpensier, María de las Mercedes, fue bautizada al día siguiente de su nacimiento, dentro de un gran ritual digno de una Infanta, en la capilla de Palacio. El 18 de julio del mismo año, con apenas un mes desde su nacimiento, sale por vez primera de su real residencia, para siguiendo una tradición que llega a nuestros días, visitar y ser presentada a la Patrona de la Corte, Nuestra Señora de Atocha.

416px-Maria_de_las_Mercedes_de_Borbón

 
La popular Reina Mercedes, con su historia entre leyenda y tragedia, llegó al mundo un día de San Juan, 24 de junio de 1860, en el Palacio Real de Madrid. Hija de una Infanta de España, doña Luisa Fernanda de Borbón, única hermana de Isabel II, que entonces reinaba de aquella y un hijo del Rey de Francia, don Antonio de Orleáns, duque de Montpensier, mal visto por la Corte por conspirar en más de una ocasión contra su cuñada la Reina, pretendiendo para sí mismo el trono de España.

Su infancia, la pasa junto a sus padres y hermanos en Sevilla, viajando a la corte de Madrid en vacaciones, hasta que el exilio de la Familia Real, la lleva a residir primero en Lisboa y después a París, donde recibe la comunión, a los 12 años. En diciembre de 1874, se restauró la monarquía en España con el pronunciamiento en Sagunto del general Martínez Campos, a favor del príncipe Alfonso, hijo de Isabel II, que fue proclamado rey de España. La reina había renunciado a sus derechos dinásticos. Mercedes regresó entonces a España, instalándose con su familia en Sevilla, en el Palacio de San Telmo que ya había sido la residencia familiar. Hasta su vuelta a Madrid, tras la restauración de la monarquía, instalándose nuevamente en el Palacio Real, en el ala que da al Campo del Moro.

Dos años antes, en 1872, Mercedes y su primo el príncipe Alfonso habían iniciado una relación amorosa. A pesar de la oposición de Isabel II a la boda, a causa del enfrentamiento que mantuvo con el Duque de Montpensier, y de la preferencia del gobierno por un matrimonio con alguna princesa europea (una de las candidatas deseadas fue la princesa Beatriz del Reino Unido, hija de la reina Victoria)

Pese a todo el Rey Alfonso XII, consiguió los permisos oportunos para casarse con su amada prima, cuyo matrimonio se celebró un 23 de enero de 1878 en la Real Basílica de Atocha, entre grandes muestras de júbilo por parte de los madrileños

La nueva reina de España, única hasta el momento que nació y murió en Madrid, atendía sus deberes de soberana y acogió entusiasmada la idea de un gran templo para cobijar a su querida Patrona, que también contó con la simpatía de su suegra la Reina Isabel, quién donó para ello parte de sus joyas. La Reina Mercedes cedió para tal fin los terrenos adyacentes a la plaza de la Armería, así desde su ventana podría cada día divisar la silueta del templo.
La Reina quería tener cerca a la Almudena, pero la Virgen quiso que esa cercanía fuese mayor, dejando su Madrid para partir al Cielo a los dieciocho años de edad, un 27 de junio de 1878. Siendo enterrada entre grandes muestras de dolor por parte del pueblo, en la Basílica de San Lorenzo del Escorial, hasta la culminación de la Catedral de Madrid, donde quiso el Rey Alfonso XII descansara eternamente. Ese "ángel que está en el cielo" como a ella se refirió el día de la bendición de la primera piedra y donde se encuentra definitivamente desde el 8 de noviembre de 2000, Año Santo Jubilar.

mercedes de orleans y borbon

El matrimonio fue breve por la prematura muerte de la reina Mercedes a causa del tifus cinco meses después. Falleció el 26 de Junio de 1878 (18 años)en el Palacio Real de Madrid, acompañada en todo momento por su esposo. Fue enterrada en una capilla del Monasterio de El Escorial, no pudiendo ser en el panteón real, reservado únicamente a las reinas que tuvieran descendencia. La reina Mercedes fue impulsora de la construcción de la Catedral de la Almudena de Madrid, cuya construcción se inició en 1883. Sus restos fueron trasladados a esta catedral el 8 de noviembre de 2000, en cumplimiento del deseo expresado en su día por el rey Alfonso XII.
Doña María de las Mercedes de Orleáns "de Alfonso XII su dulcísima esposa" tal y como reza la lápida instalada en la Catedral. Situada bajo el altar de la Patrona, en el testero de poniente, donde el marqués de Cubas proyectó su monumento funerario, donde hoy se alza el santuario de la Santísima Virgen de la Almudena, a cuyos pies descansa para siempre esta hija predilecta de Madrid.

Una popular historia de amor
El impacto social que produjo la prematura muerte de la reina María de las Mercedes, y la desolación del rey, que abandonó la Corte, retirándose al Palacio Real de Riofrío, hizo popular una tonadilla, basada en un antiguo romance español, que convirtió en mito la historia de amor entre Alfonso y María de las Mercedes. El romance real fue llevado al cine en dos ocasiones, con las películas ¿Dónde vas Alfonso XII? y ¿Dónde vas triste de ti?. En 2003, María Pilar Queralt dle Hierro publicó la novela histórica "De Alfonso la dulcísima esposa" (Editorial Lumen)donde se narra con amenidad pero con gran rigurosidad documental, la vida y los amores de la malograda reina de España.

mercedes de orleans y borbon ( 1 )

200px-Madrid._Catedral_de_la_Almudena_4

Dónde vas, Alfonso XII,
dónde vas triste de tí?
Voy en busca de Mercedes
que hace tiempo no la ví.

Ya Mercedes está muerta,
muerta está, que yo la ví,
cuatro duques la llevaban
por las calles de Madrid.

Su carita era de cera
y sus manos, de marfil,
y el velo que la cubría,
de color carmesí.

Sandalias bordadas de oro
llevaba en sus lindos pies,
que se las bordó la infanta,
la infanta doña Isabel.

El manto que la envolvía
era rico terciopelo
y en letras de oro decía:
"Ha muerto cara de cielo"

Los caballos de Palacio
ya no quieren pasear,
porque se ha muerto Mercedes
y luto quieren llevar.

Los faroles de las calles
con gasas negras están,
porque se ha muerto Mercedes
y luto quieren llevar

Ya murió la flor de Mayo,
ya murió la flor de Abril,
ya murió la blanca rosa,
rosa de todo Madrid.

 

images (5)

 
Plantilla creada por maria basada en la minima de blogger.